CEDIN: ¿instrumento confiable?

by

La credibilidad de cualquier instrumento de crédito es proporcional a la confianza en el Gobierno de cada país. Suiza es un ejemplo de país pequeño con mucha credibilidad. Argentina, el caso opuesto, hasta ahora: los índices de precios se distorsionaron intencionalmente, y Cristina impide que funcione la única ley de la Economía que parece inmutable: la Oferta y la Demanda. Hoy nadie sabe cuanto vale una casa, un dolar, vivienda o un campo. De tanto intentar controlar, han descontrolado prácticamente todo. Pero volvamos a un certificado de depósito de dólares con el Banco Central de la Republica Argentina: ¿existirán depositados los dolares que dicho Banco ha certificado, o se los llevaron para gastar mas dinero el Estado autoritario, que durante diez años ha gobernado un país cuyos productos exportables de triplicaron en valor – medido en dolares – y pese a eso, el Gobierno necesita dólares porque se los gasta mas rápido de lo que les llega.

Nuestro Banco Central no es independiente, ni autónomo, como debiera ser según la Constitución. Se dice Cristina F. de K, ordena a su antojo,  y Marcó del Pont le obedece fielmente. Ergo, si alguien deposita confiadamente diez mil dolares a 3 años de plazo , y el Banco Central le entrega un Cedin negociable por igual importe mas 4 por ciento anual de intereses, ¿quien garantiza que los dolares existirán al vencimiento, toda vez que según la Constitución actual, Cristina no será ya Presidenta de Argentina en junio de 2016?  Hay antecedentes graves y objetivos de que el Banco Central ha sido incumplidor serial. Recordemos que el emisión monetaria descontrolada es una forma de robar el Estado a los tenedores abstractos de los pesos que circulan. Si la cantidad nominal de dinero se duplicara,  aproximadamente harán falta cien pesos para comprar lo que hoy vale cincuenta. Pero el Gobierno, al controlar al Banco Central,  embolsaría (en el sentido de meterlos en bolsas) un extra: la mitad de todo lo que puede comprarse con el dinero duplicado en circulación. Y como esta emisión se hace en forma progresiva y acelerada, es casi como el tren cuya marcha se acelera tanto que termina produciendo una tragedia eventualmente criminal.

Pero el Estado ladrón se va apropiando de una cantidad groseramente creciente de los recursos de la sociedad: la aceleración de precios nominales impacta en una sociedad que ya ya sufrido la hiperinflación varias veces, y la desconfianza en el Gobierno, concretamente en Ella, Cristina, aumenta. Y por suerte no tenemos Fuerzas Armadas dispuestas a derrocarla, ni políticos audaces capaces de repetir lo que  hicieron en diciembre de 2001 con F. de la Rúa, el Presidente eyectado en helicóptero del Poder, delito no difundido por los medios. Fue posible porque el enfermo presidente irrito a todos, al cometer el crimen de impedir que la gente dispusiera libremente de sus depósitos bancarios, algo que la Constitución no permite, pero él y Domingo Cavallo hicieron, para mal de la gente, y bien de algunos piolas que siempre existen, cuando el sistema fascista económico dicta medidas tramposas y la Justicia no interviene, porque la Corte Suprema de Justicia y el Ministerio Publico (Jefatura de los Fiscales cuya misión es perseguir a los bandidos)  están dominados por el Amo de turno, sea El o Ella.

Antecedente aún peor del Banco Central es cuando el Estado Ladrón, al terminarse con la convertibilidad, se apropio en enero de 2002 de alrededor de diecisiete mil millones de dolares, que eran ajenos, porque el Banco los custodiaba por cuenta de terceros, cada uno de los tenedores de los pesos convertibles, para garantizar el uno a uno. Eso lo denunció Steve H. Hanke al mundo, en marzo de dicho año, y como  resultado seguimos siendo país no confiable.

Pero eso no es todo. Hasta ahora, Argentina venimos perdiendo con los fondos Buitres, ya que la Justicia de Nueva York los considera correctisimos acreedores a quienes nuestro país ha engañado, incumpliendo el pago en termino de bonos.

Robar el Estado es costumbre vieja, via emisión monetaria, desde que el Peronismo con ayuda y dinero del Estado, surgió triunfador en 1946, utilizando el lema antinorteamericano Braden o Perón, que entronizó al modelo militarista fascista en la Presidencia Constitucional, y aunque luego derrocado por sus pares que lo encumbraron, Peron se exilio con ayuda de los nazionalistas militaristas que lo voltearon, y finalmente fue protegido pro el caudillo fascista Francisco Franco Bahamonde, y desde España se manejaban los hilos tendientes a que Peron regresara, usando métodos astutos, ya que a unos les hacia creer era comunista, y  a otros que  defendía la Tercera Posición o no alineamiento. Finalmente volvió, recuperó el Poder, y notamos que había engañado a Ricardo Balbin, cuando le hizo creer que  había aprendido mucho en el exilio. Puso como vicepresidenta a su propia mujer, ganó la Presidencia, murió a los ocho meses, y nos dejó un pais mas dividido que antes, y su viuda quería huir a España y no la dejaban, la encarcelaron algunos años hasta que le permitieron partir y hoy vive en el exilio dorado, sin que nadie la moleste.

El Banco Central y Argentina defraudando a sus acreedores, supongo data desde el peronismo o antes, en  1930, cuando el fascismo militar destituyó al Presidente Yrigoyen. Con Frondizi, en 1959 en el Banco Central se produjo otra maniobra sospechosa, se decía su Presidente huyó al Uruguay y consigo se llevó muchísimas reservas, y el dinero nacional se devaluó un cincuenta por ciento, en un solo día, causando la ruina de muchos deudores y el enriquecimiento de algunos amigos del Poder. Y esto se repite desde siempre. Por eso, cuando la contabilidad de una empresa no funciona ordenadamente, se producen aguyeros y la ruina de muchos inversores. Y si esa empresa es nuestro país, me pregunto por el futuro del Cedin, y como hará Cristina para cambiar 180 grados y convertir a Argentina en un país creíble, luego de varias décadas de ser lo contrario. Incluso, Malvinas nos muestra como un país no confiable, porque parece obvio que hemos perdido las islas, al punto que nuestra Cconstitucional Nacional en su clausula transitoria primera dice que intentaremos recuperarlas por los principios del derecho internacional, que todavía no existen, porque no hay un Tribunal competente para decidirlo, ni lo habrá, si el Reuno Unido se niega, ya que los falklanders han optado masivamente por la ciudadanía británica.

CONCLUSIÓN: el dinero peronista cristinista, llámese pesos o Cedines, no luce confiable. Nadie sabe si Nestor recibió reservas del Estado, cuando Duhalde le entregó el poder. Y tampoco sabemos si alguien contó uno por uno – arqueo de caja – los dólares que figuran en el balance del Banco Central, y los que son de propiedad del Estado Argentino, por tratarse de dos entidades en teoría diferentes. Los rumores de que bolsas cargadas de billetes de 500 euros circulaban por la casa de la familia Kirchner, es algo que nada ayuda para la credibilidad en el país. Y el hecho que Gils Carbó sea amiga incondicional de Cristina, tampoco, porque no parece entusiasmada a ordenar que los Fiscales investiguen a quienes están denunciados de mover demasiado dinero en ilegal, y de enriquecerse con contratos con el Estado.

El tremendo caso penal Rawson  Angeles, muestra que cuando la Justicia quiere, actúa y es incontenible. Me encantaría que Gils Carbó disponga un careo entre los supuestos acusados de enriquecerse en forma excesiva, y que a ella la obligue otra fiscal a explicar porqué demoran tanto las investigaciones a los supuestos amigos del Poder. Careo entre los acusados y  la Presidenta, por ahora luce imposible. Tampoco imaginaba  yo que a Carlos Menem pudieran condenarlo penalmente, y será  Corte Suprema la que decida por guilty or not guilty. ¿Esta mejorando tanto la Justicia? Aleluya…

Por ultimo: de la Corte Suprema depende que la confianza empiece a volver a Argentina, y lo veremos la semana próxima, con su esperado fallo sobre la ley del Consejo de la Magistratura. Si Cristina gana su apelación,  la confianza en Argentina seguirá cayendo. Pero si la Corte Suprema confirma la sentencia recurrida, aprenderemos todos  que la Justicia está por encima de la Presidenta. Y sería posible que el país comience a estabilizarse, a la espera de las dos próximas elecciones: la de octubre, que definiría el humor de la sociedad hacia Ella, y la siguiente,  que  designará  Presidente  de Argentina período  2015/9.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: